FOTO: Toyota GAZOO Racing

Fernando Alonso y Toyota GAZOO Racing presentaron este miércoles las etapas iniciales del programa de preparación rumbo a su posible debut en el Rally Dakar, planeado para 2020.

Después de probar el vehículo Hilux de la marca japonesa en el desierto de Kalahari en marzo, el español ahora se embarcará en un programa de entrenamiento de rally mucho más extenso con la operación Gazoo de Sudáfrica, la cual representa a Toyota en el evento de rally raid.

Esto tiene el objetivo de que Alonso compita en el maratón legendario en 2020, aunque aún conserva la opción de retirarse de la campaña si no se siente lo suficientemente cómodo o preparado a tiempo para el evento, programado para enero en Arabia Saudita.

“En marzo de este año, completamos una evaluación exitosa de dos días con Fernando en nuestro Toyota Hilux, ganador del Dakar, en África del Sur, lo cual resultó ser una experiencia de aprendizaje valiosa”, dijo el director del equipo de GAZOO SA, Glyn Hall.

“Fernando no solo disfrutó mucho la experiencia, sino que pudimos verlo adaptarse y mejorar cada vez que se puso al volante. Quedó claro que Fernando estaba preparado para la prueba y estaba listo para absorber todo lo que le mostramos”.

“El rally raid es nuevo para Fernando y estoy seguro de que tiene la habilidad y espíritu para enfrentar este desafío. Como campeones actuales del Dakar con una historia larga en el rally raid, estoy seguro de que podemos trabajar bien junto con Fernando para aumentar su confianza en las competencias de rally raid en los meses próximos”.

Una prueba de cuatro días en la costa de Namibia, a partir del martes, dará inicio a un programa de preparación que se llevará a cabo “en Europa, África y Oriente Medio”.

Esto incluirá un debut en un evento de rally-raid para Alonso en el Harrismith 400, la quinta ronda de la Serie Sudafricana de Cross Country (SACCS), programada para el 13 y 14 de septiembre, aunque Toyota describió esto como una “primera salida no competitiva”.

Autosport reporta que Toyota planea inscribirlo en otros dos o tres rallies antes del Dakar. Esto incluiría el tradicional Dakar Rally Marruecos, que muchos pilotos y constructores utilizan como ensayo general para el evento estelar, programado del 3 al 9 de octubre, así como en la ronda final del SACCS en noviembre.

Esta incursión es el paso más reciente de su gira para explorar diversas categorías del automovilismo, que ha dado dos victorias en las “24 Horas de Le Mans”, un título del WEC LMP1, un triunfo en las “24 Horas de Daytona” y el trofeo de “Novato del Año” en las “500 Millas de Indianápolis”.

“Estoy realmente emocionado de continuar mi aventura con Toyota GAZOO Racing”, aseguró Alonso. “Juntos hemos logrado mucho desde la primera vez que conduje un Toyota en noviembre de 2017, con nuestras dos victorias consecutivas en Le Mans, el Mundial de Resistencia para el equipo y un título de pilotos con mis compañeros de equipo Sebastien (Buemi) y Kazuki (Nakajima).

“Tuve una prueba de rally off-road a principios de este año y me dejó con la sensación de que quiero prolongar. Sabía que sería una experiencia totalmente diferente con una curva de aprendizaje empinada, pero el Hilux se sintió genial; me dio tanta confianza tan rápido y estaba mejorando bucle tras bucle”.

“Estoy ansioso por los próximos meses de entrenamiento, conocer a Hilux y trabajar con el equipo. Siempre he sostenido que quiero perseguir desafíos nuevos en disciplinas diferentes y estoy en un gran equipo para hacerlo”.