FOTO: McLaren Media Centre

McLaren continuará con sus planes de cambiar a las unidades de potencia Mercedes para 2021, a pesar de que los diseños de carrocería se congelarán para la temporada próxima de Fórmula 1.

Dentro de la tormenta actual de la pandemia de coronavirus, los cambios técnicos esperados para 2021 se retrasaron un año, en respuesta a los bloqueos obligatorios y los límites financieras que se impusieron a los equipos.

Además, los diseños de autos y caja de cambios con especificaciones 2020 se congelarán rumbo a 2021, con el fin de limitar aún más los costos.

Se esperaba que éste fuera un escenario problemático para McLaren, la única escuadra que cambiará de proveedor de motores, porque firmó un acuerdo para usar las centrales Mercedes.

En teoría, la conversión coincidiría con los cambios técnicos que ahora están pospuestos; sin embargo, el equipo negó cualquier especulación sobre si su asociación renovada con Mercedes seguiría o no.

“Usaremos el motor Mercedes en 2021 según lo planeado y lo acomodaremos en el chasis base actual”, dijo un portavoz de McLaren a F1.com.

Actualmente, el equipo usa los motores Renault, por lo que cambio a Mercedes dejará a la casa francesa abasteciendo solo a su equipo propio.

McLaren se unió a Renault en 2018 después de su separación amarga de Honda, en un período de tres años de rendimiento pobre.

Aunque la temporada inicial con Renault también fue mala, el segundo año de alianza produjo una fortuna enormemente mejorada, ya que la agrupación de Woking aseguró el cuarto lugar en el Mundial de Constructores.

Esta será la segunda etapa de McLaren con Mercedes, después de disfrutar una colaboración muy extensa con el fabricante alemán entre 1995 y 2014.

¿CÓMO ACOMODARÁ LA UNIDAD NUEVA?

Aunque el diseño de auto se congeló, McLaren tendrá que hacer cambios para ajustar la unidad de potencia dentro de las dimensiones de su auto.

Las modificaciones pueden realizarse por motivos de seguridad, ya que el motor de combustión interna sigue siendo una parte estructural del monoplaza, en combinación con el monocasco.

McLaren también tendrá que rediseñar los componentes de sus suspensión trasera para 2021, ya que la suma entre unidad de potencia y caja de cambios tendrá puntos diferentes de partida para los espoletas y las barras de acoplamiento.

Cambios aerodinámicos también pueden estar a la vista, ya que la carrocería tendrá que cambiar para proporcionar la cantidad correcta de enfriamiento para los componentes de Mercedes.

Actualmente, los equipos de Renault y Honda prefieren montar algunos de dichos elementos por encima de la toma de apertura del motor, dando como resultado una cubierta más voluminosa, pero permite que los pontones laterales se empaqueten de forma más ajustada.

Tanto Mercedes como Racing Point prefirieron no montarlos por encima de la toma, pero Williams lo hace actualmente.

En ese sentido, McLaren puede continuar con su filosofía de paquete de 2021 sin demasiados cambios al por mayor.