FOTO: Carlos Ahmed Jalife Ruz

Kevin Magnussen cree que la escudería Haas hizo frente a mucho “viento en su contra” en 2018, ante una campaña en la que casi todo “que podía salir mal, salió mal”.

Hubo momentos en los que la escuadra estadounidense tuvo el cuarto auto más rápido de la parrilla; sin embargo, el jefe del equipo, Guenther Steiner, admitió que la falta de experiencia del grupo de trabajo le costó la oportunidad de ganarle ese lugar a Renault en el campeonato de constructores. Ante ello, el danés explicó que dichos problemas les impidieron tener un desempeño bueno.

“Este año sentí que muchas cosas que podrían salir mal, salieron mal”, dijo Magnussen. “Es uno de esos donde el viento está en tu contra, ya sabes. Espero que para el año próximo tengamos un poco de viento a nuestro favor”.

“Esa es la cuestión, tienes que echarte la culpa en ese tipo de cosas. Porque siempre puedes, sin importar la situación, haber hecho algo diferente. A pesar de que hubiera sido una situación muy difícil, siempre pudo haber algo que se hubiera podido hacer mejor. […] Espero que tengamos un poco más de viento a nuestro favor. Y digamos ‘viento favorable’, en lugar de suerte”.

Al finalizar esta temporada, Magnussen registró la mayor cantidad de puntos en su carrera en una temporada en Fórmula 1, con un total de 56, los cuales superan en una unidad el total que se anotó en su campaña de debut para McLaren en 2014.

No obstante, a pesar de que este año disfrutó de una campaña fuerte, se mostró reacio a considerarlo como su mejor marca hasta ahora en el Gran Circo.

“No he ganado nada. En mi primer año tuve un podio, por lo que en sí mismo es más importante que este año. No lo considero porque sólo obtuve 56 puntos, todavía no es tan bueno”, comentó. “Personalmente, estoy en el mejor lugar que he estado en Fórmula 1 con Haas F1 y [con] la experiencia que ahora tengo, es más agradable”.

La escuadra se enfrentó a varios contratiempos a lo largo de la temporada 2018. Entre los abandonos de sus pilotos y las sanciones que recibió por parte del cuerpo rector de la FIA, como en Monza. Quedará por ver si, efectivamente, después de los problemas a los que se enfrentaron, podrán mejorar para la campaña 2019.