Tiago Monteiro con el Alcalde de Vila Real, Eng. Rui Santos (FOTO: Florent Gooden/DPPI)

Tiago Monteiro completó el ciclo. Casi dos años después del accidente que casi le cuesta la vida, y a nueve meses de volver a competir de forma profesional, regresó a lo más alto del podio en una competencia del WTCR.

El portugués se quedó con la victoria en la tercera y última competencia del fin de semana en las calles de Vila Real, en su natal Portugal, al tomar el liderato en la cuarta de las 14 vueltas pactadas ante su coequipero en Honda, Attila Tassi, quien comenzaba a sufrir problemas en su Civic Type R TCR.

Después, mantuvo a raya a la dupla de Lynk & Co, encabezada por Yvan Muller y Yann Ehrlacher, a quienes superó por más de dos segundos de diferencia.

“Dios sabe lo duro que han sido los dos últimos años”, expresó. “Muchas dudas, muchos signos de interrogación: ¿podré ser capaz de volver? ¿Soy capaz de manejar? ¿Puedo volver a un nivel bueno? Y después del comienzo de la temporada ha sido muy duro”.

“Inició bien en Marrakesh, pero desde entonces ha sido muy difícil. Pero sabes, en 22 años de carreras he pasado por momentos bajos muchas veces y esto es lo que realmente adoro es luchar. Y para tenerlo todo junto aquí, quiero decir que tiene un significado muy, muy especial”.

FOTO: Florent Gooden/DPPI

Monteiro, famoso por concluir en tercer lugar en el Gran Premio de Estados Unidos de Fórmula Uno en 2005, sufrió un accidente muy aparatoso en una prueba en Montmeló, el 6 de septiembre de 2017, en el cual sufrió lesiones en cabeza, ojo y cuello.

Tras una batalla para recuperar su visión al 100 por ciento, sanar del trauma en su cabeza y de las heridas en sus cervicales, regresó a una carrera oficial del WTCR el 28 de octubre del año pasado, cuando participó en las competencias de Suzuka, Japón, con Boutsen Ginion Racing.

Para 2019, se mantuvo como piloto oficial de Honda, pero KCMG tomó los activos del equipo belga; en las cinco fechas triples que se celebraron antes de Portugal, su mejor resultado había sido un sexto en Marruecos.

Por todas estas razones es que la celebración del podio fue más que especial, al punto en el que Monteiro y sus compatriotas entonaron el himno de Portugal al unísono.

Norbert Michelisz y Mikel Azcona fueron los otros vencedores del fin de semana, en tanto que el argentino Esteban Guerrieri se mantiene como líder general, pese a finalizar 22º y tercero en las dos primeras carreras y abandonar en la tercera.