FOTO: Ford Motor Company

La industria automotriz y la que está ligada al automovilismo está haciendo sus aportaciones para luchar contra la propagación del coronavirus.

Así como ocurre en Reino Unido, donde equipos de Fórmula 1 colaboran con la Universidad Pública de Londres, las armadoras aprovechan la pausa en su producción de autos para construir accesorios fundamentales para el cuidado de la salud.

Por ejemplo, Ford ofrece su conocimiento de ingeniería y manufactura para potencializar “la producción de equipos y suministros médicos que se necesitan con urgencia para trabajadores de la salud, de primeros auxilios y pacientes”.

La compañía trabaja con 3M en la producción de respiradores, con GE Healthcare para amplificar la producción de ventiladores y con la Unión de Trabajadores del Automóvil (UAW por sus siglas) para la producción de equipamiento de respiradores.

Ford podría armar hasta 100 mil protectores de rostro por semana y usar sus capacidades de impresión 3D para producir los componentes que los trabajadores de la salud necesitan. 

Esta iniciativa sigue los pasos de General Motors, que en alianza con Ventec Life Systems y la organización privada StopTheSpread.org, están incrementando la fabricación de productos de cuidado de respiración.

Mediante el “Proyecto V”, Ventec toma la experiencia en logística, compras y fabricación de GM para construir más de sus ventiladores de importancia crítica; StopTheSpread.org trabaja con líderes empresariales para juntar recursos que apoyarán los esfuerzos, en los cuales también hay participación del gobierno.

Grupo FCA también producirá un millón de mascarillas al mes, las cuales se distribuirán entre personal de emergencia (policías, bomberos y médicos) en Norteamérica, al tiempo de ayudar a producir ventiladores en Italia, uno de los países más perjudicados por el COVID-19.

El autódromo de Charlotte, donde se realizan eventos de NASCAR y NHRA, se alió con la red hospitalaria de Atrium Health para crear un centro de pruebas remotas del coronavirus. Es la primera instalación deportiva profesional en hacer una acción de este tipo.

Asimismo, Corporate Resources, la empresa filial de CORE autosport, equipo que participa en IMSA-SCC como cliente de Porsche, está produciendo y vendiendo cubrebocas con filtro de poliéster de algodón reutilizables.

LA SITUACIÓN EN MÉXICO

En México, plantas diversas de FCA, GM, Mazda, Toyota, Volkswagen, Ford y Audi ya detuvieron o están cerca de detener sus líneas de producción, ante la propagación del virus y la elevación a Fase 2 de la contingencia.

Otras, como Hyundai, están ofreciendo comodidades ante la emergencia, como la opción de adquirir servicios de mantenimiento de autos a domicilio, en el que personal asistirá a los hogares a recoger el vehículo y lo devolverá al concluirlo.