FOTO: Eduardo Olmos

Robert Kubica volverá a la fábrica suiza de Hinwil en 2020, ya que asumirá el papel de piloto de reserva del equipo Alfa Romeo Racing de Fórmula 1.

El polaco regresó al paddock de la categoría como titular de Williams, terminando con su ausencia provocada por el accidente que sufrió en un evento de rallismo en febrero de 2011.

Al final, entregó el único punto de la escuadra británica en lo que resultó ser una temporada miserable en conjunto y en lo personal, ya que George Russell lo superó en el resto de las estadísticas. Por ello, Nicholas Latifi tomará su lugar para el Mundial venidero.

En los últimos meses, Kubica fue vinculado con un rol de simulador en Haas y Racing Point, pero eventualmente, Alfa fue su destino.

Además, su patrocinador personal, la empresa polaca de aceites PKN Orlen, se convertirá en “patrocinador co-titular” del equipo, que se rebautiza a “Alfa Romeo Racing ORLEN” para el año nuevo.

“Estoy muy feliz de comenzar este capítulo nuevo en mi carrera al unirme a Alfa Romeo Racing ORLEN”, dijo Kubica, quien compitió con este equipo cuando era conocido como BMW Sauber de 2006 a 2009.

“Este equipo ocupa un lugar especial en mi corazón y me complace ver algunas caras aún aquí de mis años en Hinwil. El tiempo y las circunstancias son obviamente diferentes, pero estoy convencido de que encontraré la misma determinación y hambre para tener éxito”.

Durante su etapa en BMW Sauber, Kubica ganó el Gran Premio canadiense en 2008, año en el que lideró el Mundial brevemente y terminó en cuarto lugar, su mejor resultado global.

Alfa no cambió su alineación titular conformada por Kimi Raikkonen y Antonio Giovinazzi para 2020. En el anunció, indicó que su monoplaza nuevo se llamará “C39”.

“Él es un piloto que no necesita presentación: uno de los más brillantes de su generación y uno que mostró el significado verdadero de la determinación humana en su lucha por volver a competir después de su accidente de rally”, afirmó el director del equipo, Frederic Vasseur.

“Su retroalimentación será invaluable mientras continuamos empujando a nuestro equipo hacia el frente de la parrilla”.