FOTO: FIA Formula E

Los edificios y el paddock del Autódromo Hermanos Rodríguez se utilizarán, en los meses próximos, como un hospital temporal  para atender la emergencia del COVID-19.

Zoé Robledo, Director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), informó que el hospital, denominado “De Expansión” contará con ocho módulos de hospitalización para 192 camas, con 26 camas adicionales de cuidados intensivos.

“En todos estos (suites), que son generalmente donde está el público donde asiste a las carreras, es donde se han instalado ocho módulos para hospitalización”, detalló en un video publicado este domingo, en redes sociales.

“Ya hay un avance importante, sobre todo en la parte estructural; el oxígeno hospitalario, todas las instalaciones que se requieren, plantas de luz de emergencia, plantas de gas, etc”.

Además de las suites, algunas cajas de fosos servirán como zonas de triage (donde habrá revisiones preliminares), áreas de espera, comedores, vestidores y almacenes. 

Lucila Olvera, titular de Infraestructura Médica del IMSS, detalló que el hospital se empezó a construir hace una semana, estará listo en una semana más y podría recibir pacientes a partir del 13 de mayo, justo después del pico de casos que la Secretaría de Salud proyectó.

Corporación Interamericana de Entretenimiento (CIE), la Delegación Iztacalco y el Gobierno de la Ciudad de México han apoyado en esta iniciativa.

Aunque esto pasa a segundo plano, la Copa Notiauto, NASCAR México, Racing Bike y Super Copa no podrán realizar sus eventos en el circuito capitalino.

Se espera que el primer evento con el que regresará a la actividad al circuito el Gran Premio de la Fórmula Uno, el 1 de noviembre próximo.