FOTO: Chris Graythen/Getty Images for NASCAR Media

Este fin de semana, Daniel Suárez disputará su primera competencia en la Copa NASCAR con los colores de Stewart-Haas Racing, equipo con el que tiene la meta de seguir haciendo historia.

Luego de meses de negociaciones con la organización que ganó más carreras y tuvo a sus cuatro coches en la línea de ganadores a lo largo de 2018, el regiomontano se ha adaptado rápidamente al método de trabajo del equipo, en una temporada en la que los cambios técnicos, el manejar para otra constructora y la competencia serán los desafíos más representativos.

“Stewart-Haas Racing es una organización muy buena y todo lo que ellos hacen es ganar trofeos”, comentó esta semana. “Tony (Stewart, ex campeón de la serie y uno de los propietarios) me dijo eso y puedes decir que eso es lo que hacen”.

“Cuando el dueño de equipo te dice que hacemos todo lo que podemos para ganar carreras, te coloca una sonrisa en tu rostro. Eso es todo lo que quieres como piloto, eso es lo que te importa. Estoy muy feliz en SHR y todos me han hecho sentir en casa en un periodo corto”.

Desde que se anunció su llegada a la escuadra, en la que será coequipero del ex campeón Kevin Harvick y los experimentados Clint Bowyer y Aric Almirola, Suárez ha intensificado su trabajo dentro y fuera de pista. Hace un mes, en California, participó en las primeras pruebas con el nuevo paquete técnico que la Copa estrenará después de las “500 Millas de Daytona”.

Al ser su primera práctica de campo en su auto No. 41, y además de conocer las características del nuevo Ford Mustang, continuó haciendo química con el ingeniero principal, Billy Scott, y sus mecánicos, que son los mismos que estuvieron con Kurt Busch en ese coche el año pasado.

Con la encomienda de tener continuidad en su relación de trabajo con su equipo, lo cual fue irregular en sus dos años con Joe Gibbs Racing, el mexicano tiene confianza en que su experiencia y aporte de información servirán para reforzar la calidad en el desempeño en pista.

“Para mí, tienes que tener química y comunicación buenas con el grupo de chicos”, aseguró. “Billy es un corredor. Cuando fuimos a (el óvalo de) Auto Club (en Fontana), salimos a correr go karts una noche y él fue el más rápido de todos. A él le gusta ganar, él es competitivo y no importa si es la Copa o go karts. Nos llevamos bien”.

“Estoy muy confiado en que vamos a construir un gran equipo juntos. Él tiene una personalidad buena, él es muy inteligente y siento que vamos a ser un gran encaje”.

Este domingo, a las 2 PM (Hora México), Suárez participará en la carrera de exhibición que la Copa organiza para los ganadores de PP en la campaña anterior y ex campeones de la serie. En nuestra edición de febrero, puedes consultar el panorama completo rumbo a la temporada 2019 de NASCAR.