Compartir

Después de lograr puntuar con los dos autos en el exitoso regreso de México al calendario de la F1, ahora el equipo con base en Silverstone llega a enfrentar la penúltima fecha del calendario con el único objetivo de asegurarse la quinta plaza del campeonato de constructores, con lo que el constructor conseguiría la mejor posición en su historia.

Aún con la emoción reflejada en el rostro después de correr ante su público, Sergio “Checo” Pérez comentó respecto a su nuevo reto: “Competir en el GP de casa fue un sueño hecho realidad, el apoyo de los aficionados fue increíble y tengo tantos recuerdos que se quedarán conmigo para siempre”.

“Brasil es otro país donde se siente la energía de la gente. La pista es magnífica. La vuelta es muy técnica, pero hay muchos lugares donde puedes cometer fácilmente un error. En las últimas carreras hemos tenido una muy buena racha de resultados, siento que estoy conduciendo en mi mejor momento y el equipo está haciendo un trabajo fantástico. Queremos terminar esta temporada en lo más alto y creo que todavía nos quedan algunos buenos resultados por conseguir, así que llegamos confiados a Brasil”, concluyó el piloto mexicano.

Por su parte Nico Hulkenberg dijo: “Me encanta Brasil como país y Sao Paolo como ciudad. La pista es muy tradicional y siempre hay un ambiente especial en el lugar. La vuelta es muy corta pero hay una gran cantidad de cambios de elevación que la hacen difícil, es un circuito que realmente disfrutas al manejar”.

“Interlagos ha sido muy bueno conmigo, tuve una PP en el 2010, fui el líder de la carrera en el 2012 y siempre he terminado en la zona de puntos, parece que tenemos una buena química pues me siento a gusto tanto dentro como fuera de la pista. Realmente me identifico con el estilo de vida brasileño. Creo que vamos a ser muy competitivos, así que espero poder añadir otro buen resultado a la lista”, finalizó el piloto alemán.