Compartir
FOTO: Galstad/IMSA

El equipo Mazda Joest Racing completó la “barrida” en los tiempos de los entrenamientos rumbo a las “24 Horas de Daytona”, al volver a colocar a uno de sus autos en primera posición general durante este domingo.

Oliver Jarvis registró un récord extraoficial de pista en el circuito mixto ubicado en Florida, al cronometrar 1m33.398s con el prototipo RT24-P No. 77, reafirmando que el equipo puede ser competitivo a una sola vuelta, además de que los participantes en la clase DPi han demostrado progreso y aprovechando el levantamiento de restricciones que se implementaron hasta el año pasado para mantener el nivel con los LMP2.

RESULTADOS: Pre-calificación 

La vuelta de Jarvis fue más de medio segundo más rápida que lo que impuso PJ Jones en 1993 (1m33.875s) con un Toyota Eagle MKIII. Con ello, tanto el británico como sus coequiperos Tristan Nunez, Timo Bernhard y Rene Rast tendrán la mejor ubicación en las zonas de fosos y garajes para la prueba de resistencia.

Los tripulantes del Mazda No. 55, Harry Tincknell, Jonathan Bomarito y Olivier Pla, completaron el 1-2 para el equipo al quedar a 25 milésimas de Jarvis, seguidos del Acura No. 7 de Team Penske, que tiene a Helio Castroneves, Ricky Taylor y Alexander Rossi al volante.

En la mini calificación de la LMP2, Gabriel Aubry terminó con el dominio que impuso DragonSpeed a lo largo del fin de semana al cronometrar 1m35.930s con el ORECA No. 52 de PR1/Mathiasen Motorsports. La escuadra de Elton Julian fue segunda y tercera entre las cuatro máquinas inscritas en la división mencionada.

FOTO: Richard Prince/Chevrolet

Corvette Racing también aprovechó esta sesión para colocar a sus campeones defensores de la serie en primer sitio. Jan Magnussen fue el encargado de colocar al modelo C7.R. No. 3 a la cabeza del clasificador, gracias al trabajo en equipo con sus coequiperos del coche No. 4, con una vuelta de 1m42.651s, una décima mejor que el tiempo que le ayudó a ganar la PP en la carrera de 2018 (1m42.779s).

El danés superó por 128 milésimas al Ford GT No. 67 de Richard Westbrook y por 0.247s. sobre el Ford No. 66 de Joey Hand, mientras los nueve vehículos de la división GTLM quedaron en 0.640s de separación. Durante el sábado, el equipo Michael Shank Racing se adueñó de la primera casilla en la clase GTD.

De esta forma, después de siete sesiones para estas categorías, terminaron las pruebas colectivas rumbo a la edición 57 de la prueba de resistencia más importante de Estados Unidos, la cual se celebrará el 26 y 27 de enero; las actividades arrancan el jueves 24.