FOTO: Red Bull Content Pool

A Hayden Paddon le tomó dos días asegurar su regreso al WRC por primera vez en 2019.

El neozelandés manejará un tercer auto de M-Sport en el Rally de Finlandia del mes entrante, en un acuerdo que se estableció después de la confirmación de Craig Breen con Hyundai, marca para la que Paddon ha pertenecido desde 2014 y que dio permiso para que el acuerdo se cerrara.

“John (Kennard, su copiloto) y yo estamos emocionados por volver – especialmente porque ha sido tan difícil mirar desde la línea de margen”, expresó.

“M-Sport ha sido muy amable incluso en el periodo corto desde que este acuerdo se juntó, lo cual me da gran confianza de que podremos trabajar juntos para alcanzar un resultado grandioso en uno de mis eventos favoritos en el calendario”.

“Agradecimiento enorme para nuestro socio de largo plazo Hyundai NZ, que nos ha permitido tomar la oportunidad y animado. Somos afortunados de tener el apoyo que tenemos desde Nueva Zelanda y en el extranjero”.

Paddon, cuya única victoria en la categoría estelar fue en Argentina en 2016, probará el Ford Fiesta WRC durante un día de ensayos previo al evento en Finlandia, en lo que espera que sea el primer paso para volver de tiempo completo a la categoría en 2020.

Será el tercer piloto que se sube a la inscripción adicional del equipo en el Mundial, luego de la participación de Pontus Tidemand en MonteCarlo y Sweden, así como de Gus Greensmith en Portugal.

“Hayden manejó para nosotros en España en 2013. Esa fue su primera vez en un auto de Rally Mundial, así que es grandioso tenerlo de vuelta con nosotros. Y es grandioso verlo de vuelta en el WRC”, aseguró Richard Millener, director del equipo.

“Todos nosotros estamos emocionados por ver lo que él puede hacer detrás del volante del Fiesta. Él es un ganador de rally probado, y es grandioso para nosotros tener a un piloto de su calibre mientras nos fijamos en otro rendimiento fuerte”.