FOTO: Stacy Revere/Getty Images for NASCAR Media

A Kevin Harvick le bastó con liderar 22 vueltas este domingo, en la segunda visita de la Copa NASCAR a Michigan, mientras la batalla por la calificación a la postemporada sigue intensificándose.

El campeón de 2014 se recuperó de la pinchadura de una de sus ruedas durante la primera etapa de la carrera de este domingo para ser uno de los pocos que estiró el rendimiento del combustible de su auto, lo que le ayudó a superar a Denny Hamlin a 17 giros de la bandera a cuadros y, con ello, alcanzar su 30º triunfo en la serie.

Ambos llegaron separados por un segundo, pero aventajaron al tercer lugar, Kyle Larson, por casi 17s, en un final en el que, producto de una sucesión de encadenamientos, la mayoría de los pilotos optó por detenerse en fosos o se quedó sin combustible en los últimos metros, lo que cambió el resultado drásticamente.

La tripleta de Team Penske fue la más castigada, ya que después de reiniciar en las tres primeras posiciones a menos de 50 vueltas de completar la distancia, tuvo a Joey Logano terminando en 17º, a Brad Keselowski (quien se salvó de impactar el muro durante un trompo tempranero) en 23º y a Ryan Blaney en 24º. Entre los tres, lideraron 121 de los 200 giros programados.

Martin Truex II también fue uno de los perdedores, en especial después de arrancar en la parte trasera de la parrilla y liderar 43 vueltas; aunque eligió no detenerse, tuvo que cuidar su ritmo y conformarse con el cuarto puesto.

VER: Resultados

Quien capitalizó la situación fue Daniel Suárez, al cruzar la meta en quinto sitio, en una jornada que lo vio caer tan bajo como la 26º colocación, pero al jugar con la estrategia rumbo al segmento final y no estar tan comprometido con el combustible, avanzó a los primeros planos en la conclusión.

“Fue un día decente para nosotros”, dijo el regiomontano. “Tuvimos altibajos. Había algo mal, un juego de neumáticos malo o algo en esa segunda etapa. No pudimos controlarlo. El equipo pudo reponerse a eso con ajustes buenos y me pusieron de nuevo en el juego con la posición en la pista y pudimos obtener un buen resultado a partir de ahí”.

A Suárez, quien quedó cuarto en la primera visita a Michigan en este año, también le favoreció la combinación de resultados. Ryan Newman finalizó 12º, Jimmie Johnson atravesó un día caótico que lo dejó en 34º y Clint Bowyer abandonó por un accidente.

Con tres fechas restantes en la temporada regular, el mexicano es 17º en el rankeo general, a seis unidades de su coequipero Bowyer y a 16 de Newman, aventajando por seis a Johnson. De no haber un ganador proveniente de la parte baja de la puntuación, dos de ellos no estarán en la lucha por el título.

Bristol será la próxima carrera de la categoría, el sábado 17 de agosto.