Compartir
FOTO: Omar Jalife

Con la lucha en el Mundial de Constructores por definirse, Mercedes continúa sin reposar sobre sus laureles en las últimas dos rondas de la Fórmula 1 en este año.

Luego de que en Estados Unidos y México no ejercieran el mismo dominio que en Singapur y Japón, principalmente por problemas relacionados con el desgaste excesivo de neumáticos, la casa alemana afirma que la recopilación de información les permitió identificar los orígenes de dichas fallas, por lo que ya tienen la mira puesta en Interlagos, donde se sufre por las altas temperaturas, el tránsito y el clima cambiante.

“La calificación lucía prometedora, pero a solo unas vueltas en la carrera, sabíamos que nos enfrentaríamos a problemas grandes con los neumáticos”, comentó Toto Wolff, respecto al desempeño en el GP mexicano.

“Comenzamos a analizar esos problemas inmediatamente después de la carrera y hemos avanzado en comprender los desafíos que enfrentamos y por qué. Es importante aplicar todos nuestros aprendizajes para asegurarnos de que volvemos fuertes en Brasil”.

Aunque Lewis Hamilton aseguró el pentacampeonato, la victoria de Kimi Raikkönen en Austin, el doble podio que la escuadra de Maranello consiguió en el Autódromo Hermanos Rodríguez y el hecho de que Valtteri Bottas se ubique en cuarto lugar general, a solo nueve puntos del finlandés de Ferrari, son motivos suficientes para que en la fábrica de Brackley no estén satisfechos por los logros en el certamen actual. 

Por ello, su objetivo será asegurarse de cerrar el año en lo más alto para así anotarse su quinta corona de Constructores consecutiva. Rumbo a Brasil, la diferencia entre ambas escuderías es de 55 puntos con solo 86 disponibles.

“Este es el momento para mantener nuestros pies en el suelo, enfocarnos claramente en el objetivo, confiar en nuestros procesos y en la gente que debemos cumplir”, afirmó Wolff.

“En la cabina, sé que tanto Lewis como Valtteri están decididos a terminar sus respectivas temporadas con una nota alta; como equipo, nuestro objetivo es terminar este año con la cabeza bien alta y dos actuaciones que reflejen adecuadamente el nivel de rendimiento que hemos alcanzado este año”.