Compartir

Después de una temporada en que mejoraron mucho su motor, este año Suzuki prefirió consolidar en lugar de alterar su paquete y ahora sólo se encuentran delante del recién llegado, KTM, en el campeonato de fabricantes después de dos grandes premios difíciles.

Mientras su centauro, Andrea Iannone, luchaba por el segundo lugar en Katar antes de estrellarse, el italiano tan sólo fue 15º en los datos de velocidad de la carrera, a casi 11.2 kph del líder, Jorge Lorenzo.

En Argentina, Iannone  nuevamente quedó 15º en velocidad, a 8 kph de Álvaro Bautista en su Aspar Ducati.

Cuando se le preguntó si se podría hacer algo para mejorar la situación en 2017, dijo: “Durante el año es imposible. El próximo tal vez. Pero este año es la situación que hay. Por supuesto que no estoy muy contento con la velocidad máxima”.