FOTO: Pirelli Motorsport

Finalmente, los equipos de Fórmula Uno fijaron el plan reducción de costos de manera generalizada, junto con otros cambios en los reglamentos técnico y deportivo.

Medios múltiples informaron este viernes que las 10 escuadras han aceptado reducir el límite de presupuesto a 145 millones de dólares, después de meses de discutir la cantidad fijada, para cumplir el objetivo de fomentar la paridad técnica y deportiva.

Asimismo, se acordó que el tope de gastos será de 140 millones en 2022 y de 135 millones en el ciclo 2023-2025. Se espera que esta determinación se oficialice tan pronto como la semana entrante, cuando la FIA otorgue la aprobación final.

El límite de costos que se fijó desde finales del año pasado era de 175 millones de dólares, pero escuadras como McLaren querían fijarlo tan bajo como en 100 millones.

Los equipos estelares, en especial Ferrari, se negaban a aceptar una reducción dramática, argumentando que se verían obligados a recortar su personal.

No obstante, se reporta que han hecho algunas negociaciones para dar el visto bueno a la cantidad final.

Asimismo, se espera la introducción de un sistema de “Handicap de Éxito” análogo al que se aplica actualmente en el WEC, que se basará en el desempeño en pista.

De acuerdo con BBC, para 2021, los equipos peor ubicados en 2020 podrán hacer más desarrollo en el túnel de viento e investigación en los Sistemas Dinámicos de Fluidos Computacionales (CFD, por sus siglas) que sus rivales, siguiendo un sistema de escala.