Compartir
FOTO: James Moy/Sahara Force India

Shanghai continúa sin tratar de la mejor forma a Sergio Pérez, quien sigue sin abrir su cuenta personal de puntos en el Campeonato de Fórmula 1.

El mexicano llegó en el 12° lugar en el Gran Premio de China, al quedar condenado por un arranque en el que perdió seis posiciones, producto de dos salidas de pista, la primera en la Curva 4, como una reacción en cadena por maniobras de rivales a su alrededor, y la segunda en la sexta variante, la única captada por la transmisión internacional.

“El comienzo fue caótico y me encontré con muchos problemas”, describió. “Fui empujado fuera por un Renault a la salida de la curva 4 y perdí muchos lugares allí. Eso prácticamente arruinó todo nuestro fin de semana. De repente estábamos un paso atrás, con el neumático más débil y muy poco podíamos hacer”.

El piloto de Force India, así como su coequipero Esteban Ocon, quien también perdió terreno, intentaron remontar con una estrategia arriesgada, al utilizar el compuesto blando desde la vuelta 12; sin embargo, la marcha de ambos se interrumpió con la aparición del Safety Car, en la que volvieron a ingresar a fosos por goma nueva.

Esta ventaja les permitió recuperar terreno en el reinicio, al grado de situarse en 11° y 12°, con el francés presionando a Kevin Magnussen por el último lugar del pódium; a pesar de que el juego de equipo entró en funciones, con Ocon dejando pasar a Pérez para que él intentara acercarse al integrante de Haas, esto no tuvo éxito, por lo que el azteca le devolvió la posición en el final.

A pesar de esto, la conclusión general del fin de semana continúa siendo de progreso; aunque fue en condiciones de temperatura baja, Pérez avanzó a la última fase de clasificación por primera vez en el año, un signo de que el potencial en su modelo VJM11 puede alcanzar a sus rivales, en la batalla de mitad de la parrilla.

“Podemos enfocarnos en lo positivo: nos estamos acercando a nuestra competencia. Ayer dimos un paso adelante; hicimos otra mejora hoy y estoy seguro de que una vez que lleguemos a Europa podemos comenzar a obtener algunos resultados más sólidos”, afirmó.

La próxima carrera será el 29 de abril en Azerbaiyán, donde Pérez subió al pódium en 2016.