Compartir

Will Power, Simon Pagenaud y Josef Newgarden realizaron pruebas en Sebring  la semana pasada, tratando de entender los nuevos aerokits y sus límites, con Power comentando que Penske prueba “varios extremos” en un esfuerzo por agilizar el proceso.

“Siendo honestos, apenas estamos logrando resultados superficiales, tratando de ver qué le hacen distintas configuraciones al auto, cuan diferentes son… qué es lo mejor de cada una que podamos usar” dijo Power, “pero si estamos seguros de una cosa: el auto va a ser muy vulnerable al clima y las condiciones de la pista con la fuerza que carga el piso ahora; en un día caliente podrías perder una buena parte de ese agarre”

“Este auto va a ser mucho más difícil de manejar; necesitará mucho control y finesa para ser consistente, y eso con condiciones de pista ideales” añadió Power, “aunado a las condiciones de pista y el clima, esta temporada va a ser mucho más peleada… e impredecible”