Compartir
Ostberg (FOTO: Citroën Racing)

Mads Ostberg fue ratificado para correr el resto del Campeonato Mundial de Rallies con Citroën, ocupando el asiento que quedó vacante tras el despido de Kris Meeke y Craig Breen.

Este miércoles, la constructora francesa confirmó que el noruego participará en los seis eventos restantes del calendario, comenzando por Finlandia a finales de este mes y a excepción de España, donde está planeada la tercera aparición de Sébastien Loeb en el año, aunque afirmó estar negociando para pilotar en un auto adicional.

“¡Estoy complacido por tener la oportunidad de continuar compitiendo para Citroën Racing! Fue realmente grandioso volver con el equipo para esos primeros tres rallies, habiendo trabajado previamente juntos hace algunos años”, expresó.

“Estoy honrado por la confianza que la marca y Pierre (Budar, director del equipo) han puesto en mí. Estaré dando todo lo que pueda para pagárselos de la mejor manera posible en los próximos rallies, especialmente al comenzar a familiarizarme con el C3 WRC”.

Ostberg, veterano con más de 100 participaciones en la categoría estelar y que fue parte de Citroën en 2014 y 2015, finalizó en sexto lugar en Suecia y Portugal este año, en calidad de tercer piloto del programa francés, a lo que le siguió un quinto sitio en Italia. Su continuidad tendrá la ventaja de disputar rallies en donde ha alcanzado podios, como en Finlandia (tercero en 2013 y 2015) y Gales (segundo en 2011 y tercero en 2014).

Además hará una prueba esta semana en Saarbrucken, Alemania, mientras su otro coequipero de tiempo completo, Craig Breen, alistará el programa de trabajo rumbo a finlandia con una participación en el Rally de Estonia, que forma parte del European Rally Trophy, dentro de tres semanas.

“Creo que he entregado en los rallies que ya he hecho y ahora miro hacia adelante para seguir adaptándome al auto en los próximos eventos”, dijo.

“Todavía tomará algún tiempo, estaba cómodo en el C3 en Suecia, pero después me compliqué un poco en la grava. Hay tanto para ajustarse en un auto moderno de Rally Mundial y el ritmo es muy rápido, pero ahora tengo algo de tiempo para trabajar con el equipo”.

Meeke fue despedido a finales de mayo por “un número excesivo de accidentes”.