Compartir
FOTO: Red Bull Content Pool

El Mundial de Rallies está más abierto que nunca. Cuando parecía que Ött Tänak se adueñaría del escenario principal, una falla mecánica provocó que los tres protagonistas del torneo quedaran con poca diferencia con solo dos compromisos restantes.

Sébastien Ogier salió avante durante la jornada del domingo, tras aprovechar el abandono del estonio, para ganar el Rally de Gran Bretaña por quinta vez en su trayectoria, aunque tuvo a Jari-Matti Latvala como un rival importante en las primeras etapas.

El finlandés alcanzó a liderar la clasificación general tras concluir segundo en el Power Stage y vencer en el primer paso por Gwydir, aunque el francés respondió al quedarse con las últimas tres especiales; al final, la diferencia fue de 10.6 segundos.

Ogier, quien durante el viernes experimentó problemas con la transmisión de su Ford Fiesta, se convirtió junto con Julien Ingrassia en la dupla más exitosa en la historia del legendario evento, al desempatar en número de triunfos con la pareja Petter Solberg-Phil Mills, así como con Hannu Mikkola-Arne Hertz.

Esapekka Lappi completó el podio, seguido de Craig Breen (Citroën) y Thierry Neuville (Hyundai). El líder del campeonato superó a Andreas Mikkelsen y a Mads Ostberg, y de no ser porque la etapa final se acortó por un incidente ajeno, podría haber superado a Breen. 

En el Power Stage, Latvala fue escoltado por Tänak, Ogier, Neuville y Paddon, obteniendo punto extra; por ello, la combinación de resultados deja al belga con 189 unidades, seguido de Ogier con 182 y Tänak con 168. Matemáticamente, son los únicos pilotos elegibles para alzar el título.

Neuville aún mantiene el liderato general (FOTO: Austral/Hyundai Motorsport GmbH)

En WRC2, Kalle Rovanperä finiquitó el dominio que impuso durante todo el fin de semana para conseguir su segundo triunfo en la categoría, con diferencia de 1m34s sobre Pontus Tidemand, completando un 1-2 de Sköda. Greensmith completó el podio con M-Sport, aunque con déficit de 2m13s.

La penúltima cita del WRC en 2018 es, a su vez, la última en suelo europeo. Los caminos de Salou, España, recibirán a la especialidad del 25 al 28 de octubre.