Compartir

El piloto belga, Maxime Martin,  ganador de las 24 Horas de Spa, es el piloto de renombre más reciente en unirse a las filas del equipo británico en su asalto de la categoría GTE Pro del WEC durante esta nueva “súpertemporada”, uniéndose al expiloto de Williams, Alex Lynn, como el otro novato.

Martin explicó que su motivación para dejar a BMW era el deseo de correr a tiempo completo, así como en arenas internacionales. “Si me hubiera quedado, mi enfoque habría sido el DTM con unas cuantas carreras de GT, incluyendo GTE” dijo en entrevista, “hubo muchas razones para hacer el cambio, y volver a las carreras de resistencia fue de las principales”

“Nunca he participado en una temporada complete de WEC, así que llegar con un fabricante como Aston Martin presentando su nuevo coche es perfecto” añadió Martin, quien espera tener su primer prueba con el Vantage GTE 2018 en enero.