FOTO: M-Sport

M-Sport presentó el modelo Ford Fiesta R5 de segunda generación que se presentará en categorías múltiples de rallismo alrededor del mundo.

Después de seis años de utilizar el auto actual, que al ser el primero de su categoría ha ganado 45 títulos nacionales a nivel mundial desde 2014, la constructora y la motorista renuevan su maquinaria con un vehículo que se desarrolló durante los últimos 18 meses y que verá acción oficial durante el verano.

“Es un auto muy especial para M-Sport y aunque los coches originales continúan ganando rallies y campeonatos en todo el mundo, nos tomamos nuestro tiempo para asegurarnos de que este modelo nuevo sea aún mejor con avances de rendimiento en cada área”, comentó Malcolm Wilson, Director General de M-Sport.

“Hemos viajado literalmente por el mundo, probando en una gama amplia de superficies, en condiciones diferentes y con una gran cantidad de pilotos al volante. Este auto es extremadamente importante para nosotros, y su adaptabilidad es vital para su éxito”.

Su diseño exterior es diferente a su predecesor, al tener un paquete aerodinámico cuya base radica en el Fiesta ST-Line de Rally Mundial de generación más reciente.

Potencia mayor, respuesta y manejabilidad de su motor de 1.6 litros turbocargado lo caracterizan, junto con una transmisión que incluye una caja de cambios Sadev de cinco velocidades, y actualizaciones hidráulicas, un bastidor hidráulico servo-asistido y el piñón-cremallera de la dirección asistida.

Brembo proporcionará un sistema de frenado mejorado, mientras que los amortiguadores Reiger más ligeros se ajustaron a la geometría actualizada, con el objetivo de brindar una mejor estabilidad y tracción.

FOTO: M-Sport

Eric Camilli se encargará de la primera aparición pública del R5 nuevo en el Rally belga de Ypres a fines de mes, en calidad de auto VIP, mientras Gus Greensmith lo debutará en el WRC en Finlandia en agosto; ambos fueron parte del grupo de ocho pilotos que se encargaron del desarrollo del coche.

“Todo el equipo ha trabajado excepcionalmente duro y hemos llevado todos los elementos al límite en busca del rendimiento y confiabilidad máximos”, comentó Bernardo Fernandes, quien fue ingeniero de Sebastien Ogier en 2017 y lideró este proyecto.

“En general, confío en que hemos dado un gran paso adelante y espero ver lo que el nuevo Ford Fiesta R5 puede ofrecer en las manos de nuestros clientes”.