FOTO: Wolfgang Wilhelm/Mercedes AMG F1 Team)

Luego de tres competencias en las que no logró competir contra Ferrari en calificación, Lewis Hamilton se mostró feliz de volver a imponerse en una sesión de sábado.

El británico rompió una sequía de tres Grandes Premios en las que solo había producido un segundo lugar de salida, y en que tanto la fortaleza de sus rivales de la escudería italiana como el rendimiento de su Mercedes le impidieron prevalecer, por lo que no perdió tiempo en agradecer a su grupo de ingenieros del progreso en esta competencia, que también vio a Valtteri Bottas asegurar la segunda posición.

“Bueno, solo habíamos tenido una PP. No creo que hayamos tenido realmente sesiones grandiosas de calificación después de ella, así que era importante volver a una buena posición con calificación, al ser usualmente una fortaleza mía”, declaró en la conferencia de prensa.

“Para el equipo ha sido complicado. Estoy seguro que ha habido mucha gente con nervios en las últimas carreras, no solo para entender y aprender constantemente, sino también al sentir que no estamos aprendiendo lo suficientemente rápido. Así que llegar aquí y obtener el 1-2 en calificación es una muestra verdadera de todo el trabajo duro que todos estamos haciendo”.

FOTO: Steve Etherington/Mercedes AMG F1 Team

Durante el fin de semana, Hamilton pronosticó que Sebastian Vettel y Kimi Raikkönen volverían a ser tan fuertes como en las sesiones de calificación anteriores, al grado de asegurar que sus coches estaban escondiendo sus verdaderas cartas en los entrenamientos; hoy, a pesar de asegurar el primer lugar de salida, la diferencia ante el alemán fue de 132 milésimas, prueba de la competitividad entre ambas escuderías en esta primera parte del campeonato.

“Fue una calificación muy cerrada”, expresó. “Uno pudo ver que todo el fin de semana estuvo cerrada. Los Ferrari claramente estuvieron “sandbagging” (es decir, guardando su verdadero potencial en la pista el viernes para utilizarla el sábado), porque ellos podían”.

“Ellos siempre tuvieron un auto rápido, pero extrajo todo de nosotros para lograr un resultado y obtener un 1-2 en calificación es fantástico para el equipo”.

Hamilton también destacó el hecho de asegurar la PP a pesar de que el manejo de los neumáticos es más difícil para este año, al no tener una ventana tan amplia de trabajo como en el pasado, lo que se vio en pistas como Shanghai, donde no se adaptaron a las bajas temperaturas. Hoy, la pista no alcanzó los 30º C.

“No entiendo por qué trabajaron en Australia y no han trabajado desde entonces, y hoy las tenemos trabajando”, explicó. “Estaba diciéndole a Valtteri que, cuando lleguemos a Mónaco vamos a estar manejando con llantas frías porque no es fácil alcanzar las temperaturas ahí”.

Hamilton extendió su récord de posiciones de privilegio en la Fórmula 1 a 74.