Compartir

El debate sobre el nuevo logo de la F1, que Liberty Media reveló en el podio del GP de Abu Dabi, fue muy controvertido. Bratches dice que los jefes de F1 estaban conscientes de que cambiar el logo siempre iba a agitar las emociones, pero dice que el hecho de que se haya convertido en un tema tan importante es, en cierto sentido, positivo.

“Entendemos que en cualquier cambio de logotipo, ya sea una modificación pequeña o mayor, las personas tendrán una opinión variada. Y eso es bueno para el deporte. Todo el mundo tiene una opinión en la F1. No pensé que saldríamos ilesos”.

El nuevo logotipo viene previo al relanzamiento completo de la F1 en marzo próximo, cuando Liberty revelará nuevas plataformas digitales, nuevos gráficos de televisión y nuevos servicios de transmisión en vivo para los fanáticos en diferentes mercados.

Y aunque la controversia del logotipo ha dominado las noticias esta semana, el director de marketing de F1, Ellie Norman, cree que los fanáticos llegarán a entender mejor por qué el cambio fue positivo una vez que se empieza a acostumbrar más.