FOTO: McLaren F1

Fernando Alonso se subirá al modelo 2019 de McLaren en algún momento de este año, como parte de su papel de “embajador” del equipo en la Fórmula 1.

Después de especulaciones en torno a la relación del español con la operación de Woking en el Gran Circo, este miércoles se oficializó que el bicampeón mundial manejará en “pruebas selectas para apoyar el desarrollo de los monoplazas MCL34 (para este año) y MC35 de 2020”.

“Antes de dejar de competir en la Fórmula 1 el año pasado, dije que me vería en McLaren durante mucho tiempo, así que estoy encantado con este nuevo rol y la capacidad de estar estrechamente involucrado con el equipo que siento que es mi hogar espiritual”, dijo en un comunicado.

“Tenemos las 500 Millas de Indianápolis en mayo, por supuesto, lo cual estoy esperando con ansias inmensamente, pero esto es solo el comienzo de muchas cosas que podemos hacer juntos”.

Todas las escuderías tendrán cuatro días de ensayos una vez que arranque el Mundial, pero pilotos que no hayan corrido en más de dos GPs deberán manejar en dos de esos días. Por ello, es posible que Alonso sea el ocupante de los otros dos.

Asimismo, McLaren indicó que el español también será consejero de los pilotos e ingenieros a lo largo del Mundial.

“Para cualquier equipo, tener a alguien de la clase de Fernando para brindar apoyo a través de su experiencia es de gran valor”, indicó Zak Brown, CEO de la compañía. “Sus puntos de vista y su perspectiva serán bienvenidos tanto por nuestros pilotos como por nuestros ingenieros, mientras que su estatura y su carácter siguen siendo muy atractivos para nuestros socios y fanático”.

Ayer martes, McLaren anunció que Alonso portará el No. 66 en las actividades rumbo a la Indy 500, honrando la victoria que Mark Donohue y Team Penske lograron en 1972 con un auto construido por la casa británica.